Ayuntamiento de Santander


‘Educadores de calle’ logra reinsertar a 12 personas en Santander en un plazo de seis meses

23 Ene 2022
La alcaldesa en la presentación del programa Educadores de calle
educadores_de_calle_con_cocina_economica_2_2.jpg

La alcaldesa reitera el “compromiso absoluto” del Ayuntamiento y destaca los resultados del proyecto desarrollado junto a la Cocina Económica.

El programa ‘Educadores de calle’, promovido por el Ayuntamiento de Santander en colaboración con la Cocina Económica, ha logrado reinsertar a 12 personas en Santander en un plazo de seis meses y ha conseguido habitación para siete de ellos, dos están incluidos en un programa de alojamiento de la Cocina Económica, otros dos han sido derivados a centros de desintoxicación y a uno se le ha ingresado en una residencia de mayores.

Así lo ha detallado hoy la alcaldesa, Gema Igual, al realizar un balance de este programa a través del que se mantiene contacto estable con 24 personas que viven en la calle de un total de 75 que viven en condiciones de infravivienda, para prestarles asistencia y atender sus necesidades.

Tal y como ha explicado, los objetivos del programa son detectar a las personas que están en la calle, contactar con ellas, y analizar y dar respuesta a sus necesidades para que puedan conseguir unas condiciones de vida dignas. En este sentido, las principales problemáticas detectadas en estas personas, se confirma que son la ruptura de vínculos familiares, las enfermedades mentales y las adicciones.

Además, a través de un equipo formado por dos trabajadores sociales y una educadora, también se realizan proyectos individuales de mejora de la situación personal y social de este colectivo de ciudadanos sin hogar, a los que se ofrece orientación, acompañamiento y apoyo en coordinación con el equipo de Servicios Sociales del Ayuntamiento.

Gema Igual ha explicado que, de las 75 personas contactadas, 24 son mujeres (el 32%) y 51 hombres (68%), y ha recalcado que, desde el principio, se ha incidido en el trabajo con las mujeres que se encuentran en esta situación, dada la especial vulnerabilidad que padecen.

De este modo, se ha constatado que la mitad de las mujeres se encuentran en situación de infravivienda, viviendo en garajes, locales sin ninguna condición de habitabilidad y casas de okupas. El resto viven en precarias habitaciones compartidas y con cuatro de ellas se ha iniciado el proceso para entrar en un programa de ‘Housing first’, un modelo de intervención que permite que las personas sin hogar puedan disponer de un alojamiento rápidamente.

En cuanto a la situación de los hombres, de los 51 con los que se ha contactado y se mantienen vínculos estables, 24 viven en la calle -con cinco de ellos se está trabajando para entrar en el programa “Housing First”- y 15 se refugian en lonjas, garajes o casas de okupas.

También se ha constatado el elevado porcentaje de personas que se encuentran ejerciendo la mendicidad, donde el programa ya ha empezado a abordar esta situación con 21 personas, cuatro mujeres y 17 hombres.

Al hacer balance de este programa, la alcaldesa, que ha estado acompañada por el concejal de Servicios Sociales, Álvaro Lavín, y el director de la Cocina Económica, Jesús Castanedo, quien ha destacado la importancia de trabajar de forma coordinada para erradicar la pobreza, la exclusión y el hambre.

“Ninguna persona en Santander tiene que estar en la calle y estamos poniendo todos los medios necesarios para que así sea”, ha añadido la regidora, que también ha querido subrayar “el compromiso absoluto del Ayuntamiento de Santander hacia los colectivos más vulnerables”.

En este sentido, ha recalcado que las políticas sociales son “primordiales” en Santander, y, para sustentar esta línea de trabajo, ha precisado que en 2021 el presupuesto destinado a este ámbito creció hasta alcanzar los 9,5 millones de euros, la mayor cifra de la historia. Y que además, en los dos planes de choque “Santander a punto” creados para solventar los problemas sociales provocados por la pandemia, se ha dotado de 7 millones de euros más para políticas como esta de “Educadores de Calle”.