Ayuntamiento de Santander


El Ayuntamiento prevé finalizar a comienzos de marzo las obras de la calle Manuel Ruiz de Quevedo

23 Ene 2022
Obreros durante los trabajos en la calle Manuel Ruiz de Quevedo
foto_estado_obras_enero_2022_6.jpg

César Díaz explica que ha comenzado el extendido de zahorras y estos días se trabaja además en la plantación de arbolado, formación de zonas verdes, instalación de riego y colocación de mobiliario urbano

Las obras de la calle Manuel Ruiz de Quevedo (Peñacastillo) finalizarán a comienzos del mes de marzo, según ha avanzado el concejal de Fomento y Movilidad Sostenible, César Díaz, quien ha recordado que se trata de una inversión de casi 800.000 euros para finalizar la actuación, -paralizada en 2019 por cuestiones ajenas al Consistorio-, en la que se incluye la urbanización del vial, la renovación de servicios y la creación de un nuevo carril bici.

El edil ha explicado que esta semana han comenzado las labores de extendido y compactación del paquete de zahorras que conforma el firme del vial y se trabaja también en la plantación de arbolado, formación de zonas verdes con plantas tapizantes, instalación del riego y colocación de barandillas y mobiliario urbano.

Díaz ha detallado que ya se ha completado la ejecución de las canalizaciones de saneamiento, abastecimiento, alumbrado y comunicaciones, así como las aceras y la nueva rotonda ubicada en la intersección con San Martín del Pino.

Así, la previsión es finalizar las obras en el plazo de un mes, de modo que en las próximas semanas se completará la actuación con los trabajos de aglomerado, señalización horizontal y vertical, pasos de peatones e instalación de bolardos en los sitios proyectados para evitar que los vehículos invadan la acera.

“Estamos a punto de finalizar la urbanización de este vial en una actuación para la que hemos estado en contacto con los vecinos, que conocen perfectamente el proyecto y las necesidades de su entorno”, y ha recordado que esta calle se encontraba urbanizada únicamente en una parte del trazado, -de unos 180 metros de longitud-, mientras que el resto era un camino de tierra sin aceras, drenaje y firme.

Por tanto, el objetivo de las obras es acabar esa urbanización desde la rotonda de la calle Ángel Medina hasta la calle San Martín del Pino, mejorar las conexiones con las calles situadas a ambos extremos, ejecutando además un nuevo carril bici que se extenderá a lo largo del trazado de la calle y una nueva rotonda.

“Seguimos potenciando la inversión productiva con actuaciones que como ésta permiten completar la trama urbana y mejorar la movilidad, la seguridad vial y la calidad de vida de los vecinos”, ha remarcado.

Este proyecto se suma a las 24 obras que tiene en marcha actualmente el Ayuntamiento por valor de 50 millones de euros.

Detalles de la actuación

La sección tipo de la calle quedará formada por dos carriles de 3,20 metros de anchura; aparcamientos en batería en el lado norte y en línea en el lado sur, en el que se ubicará el nuevo carril bici.

Se conecta esta calle con la calle Alcalde Macario Rivero y se aprovecha el muro de escollera ya construido en la fase anterior, en las proximidades de la conexión con la calle San Martín del Pino.

Las aceras dispondrán de una anchura en todo su trazado igual o mayor de 1,80 metros, -en cumplimiento de la normativa de accesibilidad-, van pavimentadas con baldosa hidráulica de dos colores y cuentan con baldosas táctiles y de botones para personas con discapacidad visual.

Habrá zonas ajardinadas en todo el trazado en las que se plantarán árboles y estarán dotadas de riego automático por goteo conectado con la red de abastecimiento.

También se está dotando a la calle de bancos y papeleras, 7 nuevas farolas de 12 metros de altura a lo largo de la nueva zona urbanizada y una farola de 3 luminarias en la nueva rotonda.

En cuanto a la red de abastecimiento, se ha conectado la tubería de fundición soterrada en la zona urbanizada en la actualidad, de diámetro 150, con el final de la calle, renovando las acometidas existentes, e instalado nuevos hidrantes.

Para la red de saneamiento y drenaje se han cambiado las tuberías de la red general de hormigón por otras de mayor diámetro de PVC y se ha construido un nuevo tramo de alcantarillado para completar la red de drenaje con tuberías de PVC y nuevos pozos de registro.